¿Dai siempre dependerá del dólar?

Sabemos que Dai es una moneda digital autónoma, descentralizada y sin fronteras. Sin embargo, el hecho de que su precio esté ligado al dólar estadounidense podría traer dudas sobre estas características que nos llevan a pensar en él como “el dólar digital libre”. ¿Este paralelo entre ambas monedas quiere decir que Dai siempre va a depender de lo que haga el dólar? La respuesta corta es que no, y a continuación te vamos a contar por qué.

Dai y su relación con el dólar estadounidense

A pesar de que Dai sea una moneda anclada al valor del dólar, la realidad es que no está respaldada por dólares físicos. La realidad es que funciona a través de un protocolo construido sobre la red de Ethereum que genera los incentivos económicos necesarios para que Dai se mantenga estable con respecto a la moneda estadounidense.

Por otra parte, cabe recalcar que Dai sí tiene un respaldo, que no es una sola moneda sino una canasta de otras criptomonedas a las que llamamos “colaterales”. El protocolo que gestiona la emisión de Dai se asegura de que el valor en dólares de estos colaterales esté muy por encima de toda la cantidad de Dai emitidos. Gracias a esto, se ha logrado que todos los Dai en circulación estén respaldados por criptomonedas que triplican su valor.

Quote: Para profundizar sobre el funcionamiento de Dai como criptomoneda estable anclada al dólar, podés leer nuestro artículo titulado ¿Por qué un Dai siempre vale un dólar?

En definitiva, destacamos como primera instancia que Dai no tiene ninguna relación directa con el dólar. Lo único que podría afectarle es que el dólar se devalúe, y que Dai por su anclaje a este precio, también persiga ese mismo comportamiento. Sin embargo, el poder de Dai no se queda aquí: la fundación Maker también pensó en la posibilidad de que esta paridad no resulte tan beneficiosa.

Quote: La fundación Maker es la organización responsable de la creación y el posterior desarrollo de Dai.

La fundación Maker y su papel respecto a Dai

Maker describe a Dai como “dinero universal, abierto para el uso de cualquiera, en cualquier momento y en cualquier lugar”. En su presentación no se menciona nunca al dólar, pero sí se hace hincapié en que Dai necesita ser estable para cumplir su cometido.

Dicho esto, que Dai persiga siempre el precio del dólar fue una decisión necesaria de Maker para que este nuevo dinero inteligente pueda alcanzar el objetivo que se había propuesto: una nueva forma de dinero digital que cualquiera pueda usar para enviar, recibir y ahorrar sin la necesidad de depender de un tercero, como un banco.

Agregado a esto, hay que tener en cuenta que Dai forma parte de un algoritmo informático que puede mutar y mejorarse con nuevas implementaciones, entre las que se puede incluir la persecución del valor de otra moneda, u otro activo, en el caso de que el dólar ya no sea viable.

Pero ¿Maker no sería el ente centralizado que controla a Dai? La respuesta es que no. Lo cierto es que Maker es la fundación que creó a Dai, pero su desarrollo y las decisiones que actualmente se puedan tomar sobre el protocolo están en manos de los usuarios.

Para esto, debemos comprender los términos “DAO” y “gobernanza”. Una DAO es una organización sin fines de lucro y sin un directorio, que está regida por las condiciones de un código informático construido sobre una red descentralizada, como Ethereum, por ejemplo. A partir de la DAO, la gobernanza se define como el poder reunido que tienen todos los usuarios de esta organización. Es cercano al concepto de una democracia cien por ciento digital.

Quote: Si quieres profundizar sobre las DAOs y las gobernanzas, te invitamos a leer nuestro artículo titulado ¿Qué son las DAOs y los tokens de gobernanza?

Luego del lanzamiento de Dai y su protocolo, Maker dispuso a la comunidad a MakerDAO, la organización descentralizada y autónoma que se encargaría de todo el desarrollo posterior de Dai.

En esta organización cualquier usuario puede proponer cambios, participar en discusiones y votar para que se implementen potenciales mejoras sobre Dai y su protocolo, como por ejemplo, el anclaje de su precio con el de otro activo que no sea el dólar.

¿Cómo funciona MakerDAO?

MakerDAO es una organización abierta en la que todos podemos participar, pero existen ciertas condiciones para que toda la interacción entre los usuarios y las posteriores mejoras al protocolo se realicen de manera ordenada y segura.

En primer lugar, para poder solicitar una propuesta de mejora se necesita ingresar al foro de MakerDAO y seguir las indicaciones del “MIP0”, que es un texto para desarrollar el Marco de Trabajo de las Propuestas de Mejoras Maker.

Allí la propuesta pasa por un ciclo de vida, cuya etapa final consiste en la votación de todos los participantes de la gobernanza. Estas votaciones se dan a través del token MKR, que como su función lo indica, lleva la denominación de token de gobernanza.

¿Cómo se organizan las votaciones mediante tokens de gobernanza? En este caso, aquellos que deseen votar a favor de una propuesta de mejora depositarán la cantidad de tokens MKR equivalente a su poder de voto en un contrato inteligente del protocolo. De esta manera, será el código predeterminado el que dictaminará la aprobación de la propuesta dada por la participación suficiente de los participantes.
De esta manera, MakerDAO organizó un estándar en la industria de criptomonedas para las decisiones democráticas, transparentes y descentralizadas que ahora se encargan de mejorar los protocolos que rigen el nuevo dinero inteligente.

¿Quieres aprender más sobre Dai, su gobernanza y su futuro? Te recomendamos el BuenPodcast episodio 9, en donde hablamos sobre Dai, su desarrollo y su futuro con Gonzalo Balabasquer, desarrollador de MakerDAO. También podés escucharnos en Spotify y Google Podcast.